jueves, 27 de octubre de 2011

Quiero ser para ti, tú para mi.

Seamos justos, la palabra siempre pocas veces toma su significado real. Un siempre de ahora, tan solo es un sí definitivo a corto plazo. Así que por favor te lo pido, seamos la excepción que confirme la regla.

miércoles, 26 de octubre de 2011

Sin nada que decir.

No sé si será el tiempo, pero cuando el Sol se esconde, parece que también lo hacen las sonrisas y todo lo que arrastran con ellas.

domingo, 23 de octubre de 2011

Las sabes llevar.

Me cabrea, me desquicia, no le encuentro sentido. Hay veces que no lo comprendo, muchas veces le odio. No me digas mil ''te quiero'', me gusta oler ese aroma que desprende tu cuello y esos besos de vaca que tanto detesto... como tú detestas que cambie la música antes de que acabe la canción, o otras miles de manías mías.
Detesto que te vayas, pero me encanta que vuelvas... Detesto las discusiones, no me gustan; pero me encantan las reconciliaciones. No me gusta que estés triste, ni tampoco preocupado. Cargaré contigo las veces que haga falta, pero no puedo asegurar que pueda con tanto peso... No prometo miles de días felices, pero tampoco prometo ni un día malo... Prometo miles de sonrisas, miles de abrazos y miles de besos. Prometo no defraudar; no, mejor, prometo quererte y nunca olvidarte, pero defraudar... siempre lo hacemos, tú lo sabes mejor que nadie. Sólo prometo quererte porque si de algo estoy pillada es absolutamente de tu gran gilipollez, y ahí queda.

¿Soy la mayor masoquista del mundo? El amor ya es de sí masoquista, y a todos nos llega. La pregunta es, ¿cuándo? y, ¿con quién? Nunca lo vamos a saber hasta que lo encuentres cierto día. Te cabreará hasta más no poder, y ya está, te has quedado pillada, ya no hay marcha atrás. No hay medicinas, ni tratamientos, pastillas baratas o hechiceros. Te va a encantar que se ponga celoso, te va a encantar preocuparte por él, gritarle, discutir. Hasta te va a encantar llorar, si es por él. Todo, lo malo y lo bueno. Por eso te va a encantar más lo malo, porque cuando llegue lo bueno, será aún mejor, serán pequeñas dosis de felicidad máxima. En resumidas cuentas, te va a encantar quererle, y ya está.
¿Que por qué le quiero? Ni puñetera idea.

miércoles, 19 de octubre de 2011

martes, 18 de octubre de 2011

Lo prohibido se vuelve tentador.

Dices buenos días, cuando es media noche. Tomas helado en invierno, chocolate caliente en verano. Sales cuando todo el mundo entra. Bajas cuando todo está arriba. Corres cuando hay que ir despacio. Empiezas la casa siempre por el tejado. Tocas el cielo con las manos. Hablas cuando hay que callar. Quieres cuando te odian, odias cuando te quieren.

Estamos todos muy perdidos... Será la radiación de los móviles.








domingo, 16 de octubre de 2011

La vida no es tan mala, solo hay que saber mirarla desde el punto de vista adecuado a cada momento.

Hay decisiones que tomamos, a veces impulsivamente, sin hacer una pequeña reflexión, sin pararnos a pensar si es o no lo mejor, en sus consecuencias. Pero las tomas, las tomas a veces sin darte cuenta y no hay marcha atrás. No es como cuando escribes algo a lápiz, que puedes borrarlo, modificarlo.

No, esto es como cuando juegas en la bolsa, apuestas un par de fajos y no hay marcha atrás.
Ojala aquí solo perdiera un par de fajos, un par de billetes.

sábado, 15 de octubre de 2011

Eres lo peor del mundo.

No estoy  (para nada) de acuerdo con la frase: Quien no arriesga, no gana. Quizás sí que lo esté, pero la gente lleva a tal extremo esta expresión, que acabas cogiendole manía.

Parece ser que el mundo (respecto a esta frase) solo entiende dos opciones: ganar o perder; todo o nada; diez o cero. Yo creo que hay estados intermedios entre cada una de las opciones máximas o mínimas.
Me gusta jugar sobre seguro, sabiendo que tengo un 150% de posibilidades de acertar y llevarme la recompensa.

jueves, 13 de octubre de 2011

Bendito blog, bendita escritura.

Esto, el escribir, algo tan sencillo como sentarse frente al ordenador y teclear un par de letras con el sentido justo. Sí, esto que para muchos será una estupidez, una cursilada, para mí es mucho más que eso. Es mi vía de escape, de gritar susurrándole al mundo como me siento. Las cargas, el peso de llevar un querer encima, el mal humor, los malos días... Todo disminuye, se hace más pequeños gracias a esto, gracias a la pantalla, al teclado, el escribir...
Tal vez, esté haciéndome adicta, pero bueno, no sería la única cosa a la que estoy realmente enganchada.
¿Cuanto tiempo tardamos en engancharnos a algo? Poco, muy poco, o quizás no. Quizás el cariño sea cuestión del tiempo, del roce. Supongo que depende de la persona.
¿Yo? Yo hace tiempo que soy adicta a algo, a alguien. No sé si fue de un día para otro, o cuestión de un pequeño tiempo, pero aunque lleve relativamente poco así, sé que me queda una larga temporada de ''desintoxicación'' (por desgracia...)
Pero es así, el tiempo dirá y decidirá. Quién sabe, a lo mejor algo que nos parece realmente improbable, un día, le da por sorprender, y cuando lo hace, no hay quien te quite esa sonrisa de imbécil que se ha incrustado, sin pedir permiso, en tu cara.

martes, 11 de octubre de 2011

Y volaron corazones, pero esta vez no estaban rotos.

Eres lo peor del mundo.
Siempre te querré.
Te quiero todos los días y todas las noches
Ahora y siempre
Me muero y no te educo
O tú, o ninguno.
Si tu sonries, yo soy feliz.

Pues lo mejor de mis ojos son el reflejo de los tuyos.
Recuerdalo siempre.
El corazón.
De todos, eres el mejor.
Entre otras.
Si vienes conmigo sí, sino, no.
Te quiero
Inevitablemente.
No lo dudes nunca
A ti a lo mejor más.
Dime ven y lo dejo todo, pero dime ven.
O ahora, o nunca.
Siempre. Siempre.

domingo, 9 de octubre de 2011

Yo no dejaría que lo estuvieses.

Si te enumerara todo lo que me gustaría que hicieras por mi, nunca terminaría. No eres de esa clase de personas que sorprende, que hace pequeños detalles de felicidad o que compra nombres de estrellas por un aniversario; que hace grandes favores (y cuando digo grandes, significa que cuestan esfuerzo).

No cogerías el coche un día de verano para llevarme a la playa y pasar un día juntos, ni siquiera creo que eres capaz de hacer una felicitación digna por un cumpleaños. Pero me da igual, me da igual todo, a tu lado todo me parece grandioso. Soy feliz tal y como estoy, y cuando hagas algo que me sorprenda, que me alegre el día, seré más feliz todavía. Y me sorprenderé como cuando un niño pequeño abre sus regalos el día de reyes.

viernes, 7 de octubre de 2011

Allá cada uno con su conciencia.

La mejor virtud de una persona no debería ser lo guapa, lista, simpática, amable o generosa que es, sino el saber reírse de si misma; el saber reírse ante las peores situaciones y afrontarlas con una sonrisa. Pero no una sonrisa de esas falsas, no. Me refiero a una de esas que te salen del alma, que son imposibles de ocultar, que enseñas la dentadura al completo, se te achinan los ojos y, lo quieras o no, te sale una pequeña carcajada que acompaña ese momento de felicidad extrema. Sí... Hay tan poca gente así... Pocas personas, muy pocas. La verdad aún dudo que dicho humano exista. Y si lo hay, suerte que tiene.
Me gustaría ser así, ser menos llorona, echarle un par de cojones a la vida... Estoy cansada de escuchar ''Es lo que hay'' o ''Cada uno es como es''. Yo creo que si nos conformásemos con lo que somos, seríamos unos completos ineptos, personajes planos. Para mí, todo humano es un personaje redondo que tiene que ir mejorando a lo largo de su vida, porque nadie nace siendo perfecto, ni muere como tal. Y bueno, al fin y al cabo, la muerte nos iguala a todos.

Si lloras por perder el Sol, las lágrimas no te dejaran ver las estrellas

''La mentira tan solo es una historia sensacional que alguien ha echado a perder diciendo la verdad''

La mentira no está infravalorada porque nadie la aprecie, sino más bien porque todo el mundo la utiliza y consecuentemente, ha perdido su valor. La gente necesita mentiras para sentirse bien, para sentirse menos culpables. O ¿acaso darle 1 euro a un mendigo no es una mentira? Tú te sientes mejor y has hecho un poco de bie por el mundo. ''El examen era muy jodido''. ¿Realmente te habías estudiado todo? ¿te sabías todos los apuntes? ¿todo el libro? Ña gente prefiere oír mentiras que la cruda realidad. El Pepito Grillo de estos tiempos cada vez es más pequeño y está más grillado. Actuemos un poco, hagamos teatro, hagamos algo grande y mejoremos la realidad. Al fin y al cabo; estar cuerdo cuando todo el mundo está loco, es una locura.

jueves, 6 de octubre de 2011

Te odio

Hay quien dice que el amor no existe, que es un invento del Marketing. ¡Pobres ilusos!
Si la angustia tan sólo fuera un dolor físico, podría enfrentarlo. Pero se encuentra dentro de mi cabeza... Y no puedo soportarlo.

martes, 4 de octubre de 2011

El tiempo no todo lo cura.

A veces, aunque no nos guste, tenemos que aceptar la realidad, abrir los ojos, a pesar de que ésta sea fea, muy fea. No todo lo que nos encontremos en la vida nos va a agradar, pero es lo que hay. Si algo no te gusta, no te queda otra que seguir adelante, caminar, aunque sea cabizbaja; hay que avanzar. Y es que, no hay tiempo suficiente para pararse en todo lo malo. Y sino, nos queda el consuelo de que cuando Dios cierra una puerta, abre una ventana.


Y así es, me han cerrado una puerta  en las narices, pero también se me ha abierto una ventanita. Una muy buena.

lunes, 3 de octubre de 2011

Nadie es de piedra.

Efectivamente, aunque no lo parezca, todos somos humanos. Y lo quieras o no, todos tenemos nuestro corazoncito.. Unos los tienen deshecho y otros de hielo; pero, dime: ¿a quien no se le ponen los pelos de punta con una caricia? ¿Quien no agudiza el oído cuando dicen ''Te quiero''? ¿Quien no sonríe tras un beso?
Hay gente con el corazón sin contraseña y otros con el corazón más protegido que la fórmula secreta de la Coca-cola, pero eso es como todo. Nadie es superior ni inferior a nadie, simplemente somos diferentes. No todo el mundo piensa, siente, quiere, opina, ríe o habla igual. Por ejemplo no todo el mundo es de derechas, o de izquierdas; si vas a Andalucía, el castellano no se habla de la misma manera que por ejemplo, en Castilla y León; no a todos les gusta el rojo, o adoran el chocolate; no todo el mundo es del Barça, o del Madrid; a algunos son mas de ''The Beatles'' y otros de los ''Rolling Stone''; y, claramente, no todo el mundo siente lo mismo que yo cuando te hago sonreír. Tampoco a todos nos gusta lo mismo, y como dice el refrán: ''Para gustos nacieron los colores'' Y tú eres el color que más me gusta.
Lo dicho, querido, que después de ti, lo segundo más bonito es tu reflejo.

domingo, 2 de octubre de 2011

Me muero y no te educo


La real academia define la palabra imposible como algo que no tiene ni facultad ni medios para llegar a ser o suceder, y define improbable como algo inverosímil que no se funda en una razón prudente. Puesto a escoger, a mi me gusta más la improbabilidad que la imposibilidad, como a todo el mundo supongo. La improbabilidad duele menos y deja un resquicio a la esperanza, a la ética. Que David ganara a Goliat era improbable pero sucedió. Un afroamericano habitando la casa blanca era improbable, pero sucedió. Que los baron rojo volvieran a tocar juntos era improbable, pero también sucedió. Nadal desbancando del número uno a Federer, una periodista convertida en princesa, el doce uno contra Malta. El amor, las relaciones, los sentimientos, no se fundan en una razón prudente, por eso no me gusta hablar de amores imposibles, sino de amores improbables.

Escribo una vez cada lustro. ¿No quieres perdértelo?