martes, 23 de abril de 2013

Desde que te conozco no recuerdo el nombre del invierno.

Uno siempre está listo para recibir una buena noticia. Es más, esperamos con ansia las buenas noticias. 
¿Quién no está preparado para recibir y asumir con una sonrisa algo que puede hacerle feliz? Porque todos buscamos eso, felicidad. La felicidad no es algo permanente, la felicidad es algo momentáneo. Pero aún así, hay personas que se proponen hacerte feliz durante buena parte del tiempo. Y lo consiguen.


Y PARA MÍ SÍ (eres lo más bonito del universo mundial)


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribo una vez cada lustro. ¿No quieres perdértelo?