miércoles, 12 de septiembre de 2012

Hasta que el cuerpo aguante.

Raro por llevar siempre las ganas de verte a la espalda, y quedarme siempre con ellas encima; por esperar más de lo que debería y aún así seguir a pie de cañón. Raro por querer lo que no es bueno y cuanto mayor es el daño, más quiero. Por no escuchar a la cabeza y pensar que todo se arregla, porque ya vendrán tiempos mejores. Recibir poco, y dar todo a cambio. Morir y revivir poco a poco. Raro por saber y no creer, por saber y no escuchar. Raro por aferrarme a un clavo ardiendo... Seré yo, que soy un bicho raro, o tal vez idiota
Mientras me aguanten los huesos o diga basta, lo que llegue antes.
Siempre estoy soñando - Fito y fitipaldis

2 comentarios:

  1. Todos somos raros a nuestra manera.

    ResponderEliminar
  2. Por fin la chica de arriba lo entendió. xD

    http://atlantis2050.blogspot.com

    ResponderEliminar

Escribo una vez cada lustro. ¿No quieres perdértelo?